. El racismo, una amenaza para la convivencia en Velilla

El racismo y la xenofobia, una amenaza para la convivencia en Velilla

“Los fascistas del futuro no van a tener aquel estereotipo de Hitler o de Mussolini. No van a tener aquel gesto de duro militar. Van a ser hombres hablando de todo aquello que la mayoría quiere oir. Sobre bondad, familia, buenas costumbres, religión y ética. En esa hora va a surgir el nuevo demonio, y tan pocos van a percibir que la historia se está repitiendo.”

José Saramago

Desde hace años la mayoría de los ciudadanos de nuestro país soportamos un auténtico saqueo de nuestros derechos, de los servicios públicos. Vivimos en un país arruinado por las élites económicas, no hay empleos que nos permitan planificar el futuro. Cientos de miles de jóvenes han salido de España buscando oportunidades que aquí no encuentran. Nos roban a diario con corrupción, incluso bajo apariencia legal. Rescatan bancos con nuestro dinero, abandonan a su suerte a los ciudadanos, parasitan las instituciones, se apropian de la Justicia, defraudan al fisco con un descaro insultante….

Como en tantos lugares de Occidente este caldo de cultivo genera frustración y miedo, y algunos sectores sociales se sienten atraídos por las viejas ideologías que les ofrecen soluciones fáciles, simples y rotundas. Es el viejo fascismo, hoy camuflado con una falsa modernidad y prescindiendo de la rancia simbología que ha representado durante décadas las mayores atrocidades contra las clases populares en toda Europa.

Lo que no ha cambiado en estos grupos son las viejas prácticas. La mentira, la manipulación, el estímulo de las emociones frente a la reflexión, el odio al diferente, ahora representado en quienes vienen de fuera huyendo de las guerras que les provocamos, o buscando un futuro que no encuentran en sus países (como los miles de jóvenes españoles que han emigrado por Europa). Para estos grupos no hay corrupción, banqueros, eléctricas, servicios públicos degradados, paraísos fiscales, paro… sólo hay gente diferente a los que hay que odiar, haciéndoles responsables de la ruina que nos han provocado otros que nos pillan más lejos (allá por urbanizaciones de lujo como La Moraleja o Pedralbes). Es una ideología tan simple y emocional como falsa e injusta, pero es sobre todo un riesgo para la convivencia en nuestras comunidades locales.

En Velilla de San Antonio nunca hemos tenido problemas de convivencia, ni entre los velilleros de origen, ni con los que han elegido nuestra ciudad para su proyecto de vida, ni con aquellos que han recalado en nuestra localidad huyendo de guerras y miserias, buscando futuro para ellos y sus familias. Hay quienes quieren romper esta paz ciudadana, son el racismo emergente y excluyente basado en el odio, son un riesgo cierto para la paz y la armonía en nuestra comunidad local.

España 2000

España 2000 es uno de los grupos de extrema derecha que tiene alguna representación institucional en España. En las Elecciones Municipales de 2015 consiguió una representación marginal, siete concejales en todo el país, seis de ellos en el Corredor del Henares. En Velilla de San Antonio obtuvieron un 5,9% de votos y un concejal.

En nuestra localidad la actuación de este colectivo sigue el modelo y las prácticas de los viejos grupos ultras. Sus propuestas son elementales, exclusivamente emocionales, recurre constantemente a la mentira y la manipulación descaradas, mantiene una permanente provocación con violencia verbal (especialmente en las redes sociales), practica el racismo, la xenofobia y el odio al diferente.

Su estrategia se basa en convertir en apoyo la desesperación de la gente mediante la difusión de ideas y argumentos simples, sin importar que sean veraces o auténticas patrañas. Influyen sobre los sectores sociales más atrasados y menos reflexivos, haciendo creer que el extranjero pobre es la causa de sus desgracias. Su obsesión es el odio a los inmigrantes pobres (los jeques de Marbella o los Messi/C. Ronaldo nunca cuentan), suelen captar la atención mediante campañas para recoger ayuda “solo para españoles”, una vieja táctica de sugestión y xenofobia que ya aplicaban los nazis en la Alemania de los años 30.

La “normalización social” del viejo y rancio fascismo es una de las preocupaciones de estos grupos para conseguir ser aceptados en la calle y en las instituciones. Se han desprendido de esvásticas y de la simbología franquista, usan un lenguaje aparentemente alejado de la retórica de los grupos ultras, intentan aparecer como parte del escenario democrático, prefieren no recurrir a la tradicional violencia física… Puro camuflaje para blanquear su perfil de intolerancia radical. No creen en la democracia, ni respetan los Derechos Humanos, mantienen un discurso xenófobo y ultranacionalista, siguen practicando una violencia dialéctica ajena a las relaciones políticas de respeto mutuo, insultando, acosando, manipulando, difundiendo mentiras y alarma social. Es la extrema derecha tradicional reproducida en un contexto diferente al de los años 30 del siglo pasado. El odio al diferente es la argamasa que les sigue manteniendo unidos, sean inmigrantes o catalanes. Por ahora las provocaciones son sólo dialécticas.

En Velilla de San Antonio la actividad municipal de España 2000 no ha tenido ninguna trascendencia institucional práctica. La totalidad de sus propuestas han sido rechazadas por la mayoría de concejales del pleno. No sólo por el repudio que suscita un representante que se permite sistemáticamente utilizar la mentira como parte de la actividad institucional, o que no respeta lo más elemental de los derechos humanos (llegando a justificar que de las ayudas contra el cáncer deberían estar excluidas las mujeres inmigrantes), también porque muchas de sus propuestas eran inviables por razones legales, por ser competencias ajenas al Ayuntamiento o porque se repetían con leves cambios en el texto, además de ser simples obviedades recogidas en cuatro párrafos, en la mayoría de los casos. Los contenidos de estas mociones se pueden consultar pulsando aquí.

Las mentiras

En Velilla de San Antonio ha sido una práctica habitual de España 2000 recurrir a la falsedad y al engaño descarado. La lista de patrañas sería interminable para reproducir aquí. Estos que siguen son tan sólo ejemplos de los muchos que se podrían citar:

  • Todos los representantes políticos locales, menos el concejal de España 2000, tienen móviles pagados por los ciudadanos. Quien afirmaba tal cosa (el concejal de España 2000) sabía perfectamente que en esta legislatura no se ha entregado ningún móvil desde el Ayuntamiento a los representantes municipales de la oposición. Mentía, y lo sabía. Hasta se le desmintió públicamente en el pleno del 31-5-2017 (minuto 31:35 pulsando aquí).
  • El caso del “grupo de marroquíes que atacaron la guardería municipal y retuvieron a las educadoras y personal de limpieza. Fue en enero de 2017, tanto España 2000 como su, entonces, medio oficioso de comunicación local “Velilla informa”, difundieron esta versión delirante de lo que no fue más que un simple caso de intento de hurto protagonizado por una persona anónima. La policía local tuvo que desmentir este “asalto de marroquíes” a una escuela infantil.

Alarmar con la seguridad pública es una de las obsesiones de este colectivo.

Este sistemático recurso a la mentira le ha sido reprochado en numerosas ocasiones al concejal de España 2000 en los plenos municipales. Han sido muchos los momentos en que unos y otros concejales de la Corporación le han recordado que la mentira sistemática no debería formar parte de la práctica institucional. Estos que siguen son tan sólo dos ejemplos entre otros muchos que se han reiterado a lo largo de la legislatura:

  • Pleno 31 de mayo de 2017, minutos 38:28 y de 40:00 a 41:00 en la grabación de audio (pulsar aquí).
  • Pleno del 24 de mayo de 2017, minuto 14 en la grabación de audio (pulsar aquí).

La manipulación

El caso de la ambulancia de Protección Civil. Tras dejar a los vecinos de Velilla de San Antonio sin ambulancia de Protección Civil con su voto, y el de otros concejales, como los representantes de VIVE e IU, España 2000 intentó protagonizar una continuada protesta para recuperar la ambulancia que “el Ayuntamiento había anulado por aplicar los recortes”. Lo que callaba este concejal es que él fue uno de los que votaron a favor de eliminar este servicio en el pleno de 2-6-2016 (ver en página 6 del acta pulsando aquí). El caso de la campaña por “recuperar la ambulancia” no sólo fue un ejemplo de manipulación, también de racismo. Aconsejamos consultar este sencillo informe sobre aquel lamentable episodio, un caso de manual del método goebbeliano.

En el debate sobre los Presupuestos Municipales de 2016 España 2000, y otros grupos como IU, decidieron suprimir el servicio de ambulancia, Lo consiguieron en el pleno de 2 de junio de 2016 (ver votación arriba). Desde el primer momento no se han privado de intentar engañar a los ciudadanos haciendo creer que quienes dejaron sin ambulancia a los vecinos eran los defensores de ese servicio. El mundo al revés. Varios meses después, en el pleno de 26/10/2016 llevaron una moción de dos párrafos y sin posibilidad presupuestaria, para vender públicamente un titular que camuflara la grave responsabilidad de estos grupos en la anulación del servicio de ambulancia de Protección Civil.

El solar-aparcamiento de las calles Joselito-Saiz de Rueda. Es otro ejemplo de cómo se intenta confundir conscientemente a los ciudadanos. Por dos veces España 2000 ha llevado a pleno una propuesta para asfaltar el solar que hay detrás del colegio Valdemera y que se usa como aparcamiento. Otras tantas veces se le ha recordado que el Ayuntamiento no puede asfaltar ni intervenir sobre parcelas que no están registradas como propiedad municipal. No importa, para España 2000 lo único relevante era crear las condiciones para difundir un cartel manipulador.

La delincuencia. Exagerar problemas reales es otra estrategia, sobre todo si apuntan a recursos emocionales. Es el caso de la seguridad, la delincuencia, los robos…. Una situación que conocemos todos los vecinos de Velilla y de cualquier otro municipio. ¿Hay una situación extraordinaria de inseguridad en Velilla?. Según los responsables policiales no es así. Pero eso no desanima a estos grupos de la extrema derecha local. Su estrategia es exagerar la situación y crear la sensación de que vivimos en un ambiente de caos y descontrol …en el que ellos serían nuestros salvadores. Un clásico.

La utilización de la seguridad ciudadana es, efectivamente, un procedimiento habitual de la ultraderecha, que estimulan el miedo mediante la exageración de los casos reales de robos o daños de los vehículos, o los amplifican para crear un falso estado de alarma. Varias veces le han desmentido a España 2000 sus exageraciones en los plenos municipales. El cartel de la izquierda, colocado en julio de 2017, pretende hacer creer a los vecinos que los demás se niegan a apoyarles en sus propuestas contra la delincuencia de la zona del Taburete y Camino de los Alamillos. La verdad es que nada o muy poco de lo que manifiesta el cartel se corresponde con la moción que presentaron en abril de 2017, que tan sólo pretendía el alumbrado de la totalidad del Camino de los Alamillos y su asfaltado. Propuestas que incluso estaban fuera de las normas legales. Paradójicamente por esas fechas algunos vecinos denunciaron en las redes que en sus vehículos habían aparecido pintadas de simbología nazi (la cruz celta).

La lista de agravios, calumnias, acosos o mentiras, protagonizados por este grupo en Velilla de San Antonio, sería interminable.

Racismo y xenofobia

Las prácticas de xenofobia y racismo son habituales en la ultraderecha. España 2000 acumula decenas de denuncias en diversos lugares de España por este tipo de comportamientos sociales (ver enlaces al final de la entrada).

Declaraciones de la más rancia intolerancia hacia el inmigrante o su religión, son habituales en algunas redes sociales de Velilla de San Antonio desde la aparición de España 2000 en el escenario local. Cuesta trabajo describir tanto odio.

La aplicación práctica de esta estrategia tuvo su mayor trascendencia pública a comienzos de 2017 con un intento de boicot a la fiesta de la Pitanza, porque sus magros beneficios iban destinados a una asociación local que también atendía a inmigrantes.

Mienten también cuando afirman que las ayudas sociales se las llevan los inmigrantes. Los datos de la Mancomunidad de Servicios Sociales Mejorada-Velilla demuestran que, en los últimos años, tres de cada cuatro solicitantes de ayuda de personas en situación de riesgo corresponde a personas nacidas en nuestro país. El porcentaje de inmigrantes extracomunitarios atendidos por la Mancomunidad no alcanza el 20% en 2017. Por el número de intervenciones que los servicios sociales han practicado a demanda de los emigrantes tan sólo alcanzaban el 0,28% de las 4.588 del total que se se practicaron en 2017, y eso para el conjunto de Mejorada y Velilla (ver informe de 2017 pulsando aquí). Como tantas veces ocurre, el racismo y la exclusión se apoya en falsedades y patrañas que nada tienen que ver con la vida real.

 

Muchas personas en Velilla de San Antonio no vamos a facilitar que esta clase de comportamientos, contrarios a los Derechos Humanos, prosperen. Desde algunos colectivos locales combatimos democráticamente la amenaza que representa esta ideología para nuestra convivencia como comunidad local. Igual que hicimos en su momento desde la antigua asamblea de IU Velilla, en diciembre de 2014.

La actividad institucional

Diversos grupos institucionales representados en el Ayuntamiento de Velilla (Somos Velilla, PSOE, UPyD y la concejala no adscrita Alicia Martínez) coincidimos en rechazar cualquier iniciativa municipal de España 2000, en tanto este colectivo siga sembrando el odio, la mentira y la manipulación entre nuestros vecinos y vecinas. Las diferencias políticas son siempre respetables, pero las prácticas de racismo y xenofobia son siempre condenables por cualquier demócrata al margen de sus preferencias ideológicas u opiniones. El respeto a los Derechos Humanos es una raya roja básica para cualquier persona decente.

Durante esta legislatura España 2000 no ha conseguido sacar adelante ninguna iniciativa municipal. Su aportación institucional y su utilidad son nulas. La estrategia de rechazo sostenido (“cordón sanitario”) ha sido siempre eficiente. En Cataluña, estos grupos de la extrema derecha pasaron de 67 concejales a 10 en 2015, gracias a esta práctica de aislamiento sobre quienes no respetan a los demás por ser diferentes.

Los “éxitos” institucionales que divulga España 2000 son simples patrañas y mentiras. Este es un simple ejemplo de como se apropian del trabajo ajeno en sus redes. Para España 2000 las personas son simples ignorantes a los que hay que engañar sin compasión. Pulsar sobre la imagen para ampliarla.

A la vista de la nula aportación institucional en Velilla han pretendido hacer creer que sus propuestas se aplicaban a pesar de ser rechazadas. Una interpretación candorosa si se tiene en cuenta la simpleza y obviedad de algunas mociones del tipo “que se limpien las calles”, y al día siguiente se limpiaban las calles (como se hace habitualmente). Un triunfo de España 2000, decían. España 2000 no ha tenido ningún apoyo ni colaboración dentro de la institución, con la única y vergonzosa salvedad del concejal de IU, Antonio Montes.

Pero quizás su principal actividad ha girado alrededor de apropiarse de cualquier queja ciudadana. No sólo de personas concretas que tramitan su problema y sus soluciones ante el Ayuntamiento. Esa obsesión por acaparar cualquier crítica social al Ayuntamiento le ha llevado a utilizar a los vecinos de manera partidista. El mejor ejemplo es el de la urbanización COVITAL. El intento de utilizar, a espaldas de los vecinos, las reivindicaciones de esta urbanización le valió, también, el rechazo y la crítica del resto de los grupos de la Corporación. Denunciando incluso el uso que se había hecho de datos protegidos que figuraban en los pliegos de firmas de los vecinos y vecinas. Ver audio del pleno pulsando aquí.

A cambio, España 2000 siempre ha sido muy comprensivo con los desastres y amenazas si estos procedían de “velilleros de toda la vida” con poder e influencia, una escala identitaria similar a la de los “cristianos viejos” del Siglo XV. Por estas razones España 2000 nunca apoyó por ejemplo a los vecinos de Alamillos frente a la amenaza de un proyecto de gasolinera a 12 m. de sus viviendas y de la piscina municipal. Por una razón similar evita apoyar cualquier intervención contra los vertidos lácteos que recibe periódicamente la laguna municipal. Son los mismos mamporreros de los poderosos que en los años 30 del pasado siglo.


Más información:

Informe sobre la evolución de la extrema derecha en España (Instituto Elcano)
Informe Raxen sobre el neofascismo en España
Informe sobre racismo en España, 2017 SOS Racismo
Dos organizaciones ‘ultras’, enfrentadas por los clubes de alterne
La Fiscalía de Valencia investiga a España 2000 por repartir comida sólo a españoles
España 2000 denunciada por racismo
La extrema derecha en España después del 25-M (2014)
El negocio de seguridad privada de la ultraderecha
La mujer de un concejal de España 2000 en Silla vende objetos de simbología nazi
España2000 a València (12 octubre 2006): “Negros no, España no es un zoo” (video)
Ultras con piel de ONG
Agresión nazi a familias de inmigrantes en San Fernando de Henares

————————–

Los ingresos que generan los inmigrantes superan las ayudas que reciben
Los mitos que fomentan la ignorancia y el racismo
Las mentiras del Aquarius repetidas por la extrema derecha