.

Presupuestos municipales 2018: Aún peor, y con el apoyo del PP

El 12 de marzo se aprobaron en sesión plenaria los Presupuestos para 2018, presentados por el Gobierno Municipal. Esta importante herramienta de gestión no sólo no aportaba ninguna novedad destacada sino que venía a confirmar el abandono de importantes compromisos. A estas y otras novedades seguramente no ha sido ajeno el acuerdo tácito que el Equipo de Gobierno (PSOE-UPyD) parece haber alcanzado con el PP para conseguir su apoyo a estos Presupuestos, que fueron rechazados por el resto de los grupos de la Corporación. Como explicamos en el Pleno los Presupuestos de 2018 no merecen nuestro apoyo por una larga serie de razones que tienen que ver tanto con sus contenidos, como por los incumplimientos reiterados de compromisos derivados del anterior Presupuesto de 2017. Todos ellos están detallados en la intervención de nuestra concejala Alicia Martínez, y que resumimos a continuación.

El proyecto de Presupuestos 2018 presentado por el Equipo de Gobierno de Velilla de San Antonio tiene, en sus grandes cifras, pocas novedades respecto a los de los últimos años. En gran parte esto es así por los efectos inducidos por la “Ley Montoro” que impide a las entidades locales (sólo a estas administraciones) que se emplee el superavit que puedan generar a las necesidades presupuestarias para hacer frente a servicios o necesidades de la ciudad. Todo el ahorro es para las entidades financieras y para los proveedores. Por este motivo el gasto por habitante ha tenido pocos cambios a pesar de la importante disminución de la deuda. El resultado es una limitada capacidad para intervenir sobre las necesidades de la ciudad y los servicios que reciben las personas residentes en nuestra ciudad.

Pero la gestión económica del Ayuntamiento refleja también el modo en que se gestionan los asuntos municipales, y no siempre la gestión depende de la disponibilidad de recursos abundantes. En este proyecto de Presupuestos, entre las previsiones de gasto, siguen sin aparecer compromisos adquiridos en los Presupuestos anteriores, o partidas destinadas a poner en marcha proyectos aprobados en mociones presentadas por nuestro colectivo. Todas ellas de un montante económico modesto, que tan sólo dependía de voluntad política para llevarlas a cabo, además del elemental respeto democrático por los acuerdos de la Corporación. Un resumen de estas “ausencias” en los presupuestos sería el siguiente:

  • Aparcamientos de bicicletas. Aprobado en moción del 20-9-2017. No se prevé su aplicación en estos Presupuestos a pesar de que se trata de un coste limitado (aproximadamente 350 euros por instalación)
  • Limpieza de la laguna municipal (retirada de la vegetación de ribera que contribuye al déficit de oxígeno en el agua). No se ha realizado a pesar de que incluso figuraba en el Presupuesto de 2017.
  • Renovación de la Plaza de los Gorriones (y otras). Las intervenciones realizadas son solo una parte de las medidas aprobadas en el pleno de junio de 2016.
  • Reposición del rocódromo del Parque del Agua (vandalizado en diciembre de 2014). No se ha llevado a cabo a pesar del compromiso adquirido por el Equipo de Gobierno.
  • Reposición del vallado Norte del Polideportivo. Al igual que el anterior no se ha hecho nada.
  • Tampoco aparecen previsiones de gasto para la instalación de los puestos de pesca aprobado en octubre de 2017.

No compartimos que se siga destinando la ingente cantidad de 115.000 euros para consumo municipal de agua (riegos y baldeos). El Ayuntamiento debería estar reduciendo este gasto si hubiera aplicado la moción aprobada el 25-5-2016, que preveía aprovechar el agua regenerada de la depuradora mediante un acuerdo con el Canal de Isabel II (no confundir con la aplicación de la red de riego Velilla-Mejorada cuya construcción está paralizada).

Esta falta de voluntad en el cumplimiento de compromisos y obligaciones derivadas de acuerdos plenarios es una perversa manera de ejercer el gobierno del municipio. Se sigue el principio de ignorar lo acordado confiando en que el resto de la Corporación debe aceptar como papel mojado aquello que consta en acta oficial.

Comparativa de Presupuestos 2018 y 2017. Pulsar sobre la imagen para ampliarla.

Por otro lado el proyecto de Presupuestos tiene partidas de gastos rechazables por nuestra parte, como es el caso del incremento en el gasto en festejos taurinos, una actividad para la que no deberían emplearse fondos públicos, o al menos sin someterlo a la decisión de los vecinos y vecinas mediante una consulta, como se ha hecho en otros municipios. En ningún caso vamos a apoyar un incremento del dinero público en maltratar animales.

El Presupuesto que se nos presenta tampoco resuelve el estancamiento del proyecto de Huertos de Ocio, tras quedar desierto el concurso de suelo. Para que este proyecto pueda ser viable en lo que queda de esta legislatura no hay más opciones que captar suelo directamente por el Ayuntamiento, bien mediante compra o por alguna forma de permuta.

Los ya modestos Presupuestos Participativos del pasado año no se han librado de una recesión, de los 50.000 euros destinados en 2017 a esta fórmula de intervención de los ciudadanos en la elección de proyectos a desarrollar, se ha pasado a 30.000 euros (el 0,30% del Presupuesto). Una cifra ridícula que nada tiene que ver con los porcentajes que se aplican en cualquier municipio de nuestro entorno y envergadura.

El apoyo del PP a estos Presupuestos no ha sido gratuito y tiene además una evidente lectura política. El PSOE ha pasado del acuerdo de legislatura firmado con Somos Velilla (con compromisos concretos incompatibles con las políticas del Partido Popular) a ceder en propuestas que suponen un claro retroceso en las ya limitadas políticas de progreso. Es el caso del aumento del gasto en festejos taurinos, la reducción de los Presupuestos Participativos, o la anunciada instalación de sistemas de videovigilancia en la vía pública de nuestra localidad, una vieja aspiración del PP. Como tantas veces ha ocurrido, el PSOE ha preferido la comodidad de una nueva mayoría antes que debatir y armar unos presupuestos con  los grupos que desde la izquierda venimos intentando aportar otras prioridades razonadas, constructivas y ajenas a cualquier colaboración con la derecha o la extrema derecha.

Antes que entregarse a las políticas de la derecha, y de los representantes del partido más corrupto de nuestro país, el PSOE tenía otras opciones en caso de no salir adelante los Presupuestos que ha presentado. Podía negociar sus contenidos adaptándolos al acuerdo de legislatura suscrito con Somos Velilla, o presentar una moción de confianza (ligada a la aprobación del Presupuesto), incluso intentar aprobarlos en Junta de Gobierno con Presupuestos prorrogados. El Gobierno Local ha elegido políticas y alianzas nuevas. Un cambio que lamentamos y del que todos tomamos nota.


Más información:

Intervención de nuestra concejala Alicia Martínez
Resumen comparativa de gastos 2018-2017
Proyecto Presupuesto 2018. Detalle de gastos
Proyecto Presupuesto 2018. Detalle de ingresos
Inversiones previstas 2018
Comparativa de gastos 2018-2017 por Capítulos
Comparativa de ingresos 2018-2017 por Capítulos